Gas Natural

El mercado de gas natural español se diferencia del resto de mercados europeos debido a su situación geográfica ya que está aislado del resto del continente europeo, lo que hace que a nivel comercial sea también diferente de los demás países.

Tradicionalmente las empresas industriales han tenido sus contratos indexados a una referencia del petróleo. Dichos contratos han sufrido con la alta volatilidad del mercado durante los últimos años ya que si aumenta el precio del petróleo, también aumenta el coste de sus contratos de gas. EnerControl ayuda a sus clientes a protegerse ante el riesgo que supone tener un contrato indexado al mercado, así como a conseguir las mejores condiciones contractuales limitando otros factores de riesgo como podría ser el volumen.

La manera de comprar y contratar el gas natural está cambiando rápidamente. Cada vez son más las empresas que deciden cambiar su tradicional fórmula de compra de gas ante la volatilidad de los mercados y el riesgo económico, ya que en un contrato indexado al petróleo interviene otros muchos factores de riesgo que no siempre están relacionados con los mercados de gas europeo.
Durante la última década se ha creado nuevos mercados de gas llamados hubs, como son el caso del TTF en Holanda o el NBP en el Reino Unido. Existen nueve diferentes hubs a nivel europeo. España está creando un hub propio que prevee que estará en pleno funcionamiento durante los próximos años, la intención es buscar mecanismos para homogenizar los diferentes hubs para crear un mercado único integrado a nivel europeo. Con este nuevo paradigma, la gestión de riesgo asociado a la compra será la parte más crucial en todo el proceso de compra.
La diferencia entre los contratos tradicionales indexados al petróleo y los nuevos indexados a los hubs es que se negocia un precio directamente en euros, lo que evita la volatilidad del cambio del dólar y es una forma más transparente de seguir los precios del mercado.
Para los consumidores industriales en España existen fundamentalmente cuatro diferentes maneras de contratar el suministro de gas natural:

  • Contrato indexado al petróleo (Brent, FOGO) y el cambio euro-dólar
  • Contrato indexado a un mercado de gas (Hub – TTF, NBP etc)
  • Contrato de precio fijo
  • Contrato indexado al mercado Spot de gas (volúmenes sobrantes)

Sobre el mercado del gas natural

El mercado español se liberalizó en el 2003 y el número total de consumidores industriales son unos 5.000 que representa el 45% del volumen total de aproximadamente unos 450 TWh anuales. El 60% del suministro se recibe en forma de gas natural licuado (GNL).
El mercado de gas natural español es el sexto mercado más importante a nivel. El gas natural es el motor de la industria española. Es un mercado mayorista, con casi total dependencia al exterior, debido a que tan solo el 0,3% de la demanda de gas natural en España viene de la producción nacional. Existe también una escasa capacidad de almacenamiento (8% del consumo diario). El sistema gasista español cuenta con 6 plantas de regasificación de GNL y cuatro conexiones internacionales.
En el mercado mayorista de gas natural español, se habla de dos mercados:

  • Mercado primario: Incluye todas las transacciones entre productores de gas e importadores que se realizan fuera del sistema gasista español. El gas importado es introducido en el sistema español en unos puntos de entrada de gasoducto si se trata de gas canalizado, o bien por planta de regasificación si se trata de Gas Natural Licuado.
  • Mercado secundario: Abarca todos los intercambios en el mercado entre importadoras y comercializadoras de gas natural. El precio del gas natural se determina en un ámbito internacional.